Ezekiel Montes: “He tenido suerte porque he podido tener a los actores que quería”

Ezekiel Montes presentó el pasado mes de junio Hombre Muerto no sabe vivir en el Festival de Málaga. Un thriller arrollador y poderoso en el que nos cuenta la historia de Manuel, un empresario de la construcción que en épocas mejores controló toda la ciudad. Ahora, ya en la vejez, Tano ve cómo Manuel no puede llevar la empresa, y toda la estructura se enfrenta a un cambio generacional, a nueva gente, nuevos negocios…pero la misma violencia de siempre.

El director en esta película ha contado con grandes actores como Antonio Dechent; Rubén Ochandiano; Jesús Castro; Paco Tous; Nancho Novo; Manolo Caro; Juanma Lara; Roberto García Ruíz; Juan Fernández; Manuel de Blas; Frederic Guillaume; Paul Lapidus y, la actriz Elena Martínez.


¿Qué supone para ti poder presentar Hombre muerto no sabe vivir en el Festival de Málaga?

Es un honor. Cuando uno hace una película trata de ponerle toda la intención y toda la intensidad que cree que tiene que tener y, ahora vamos a esperar a ver cómo reacciona el público.

Rodasteis un poco antes de la pandemia, ¿cómo fue?

Estábamos terminando de rodar y a la siguiente semana estalló la pandemia. Nos escapamos de milagro y, nos escapamos porque nos arriesgamos ya que había un conflicto real en el barrio, una pelea entre clanes y eso retraso el rodaje unas dos semanas, hasta que dije que nos metíamos a rodar y nos metimos en medio de todo el conflicto. Recuerdo de estar siempre rodando mirando para todos los lados para intentar tener cuidado y que todo estuviera bien.

Además de eso, el rodaje ha sido súper complicado. Hemos tenido 40 o 50 localizaciones, 60 o 70 actores, rodando a dos cámaras y, yo también he hecho la dirección de fotografía durante la película. Todas las secuencias son coléricas, no hay nadie en calma, todos los actores están en un estado sentimental muy alto y rodar con ese estado, corriendo, de noche… ha sido estupendo.

La película cuenta con un gran reparto, ¿cómo ha sido trabajar con ellos?

Un sueño. Valorando desde la humildad y de donde vengo, el poder trabajar con gente que admiraba ya cuando empecé a hacer cortos. Han sido muchos años queriendo construir un reparto y, la verdad es que he tenido suerte porque he podido tener a los actores que quería. En el set estaban construyendo cosas y yo estaba casi como un espectador más diciendo lo buenos que eran con lo que estaban haciendo. Esto era una ilusión porque de pronto no acabas de conectarte contigo mismo estando ahí y tienes que decirte estoy aquí, dirigiendo esta secuencia con estos dos pedazo de actores y lo están haciendo muy bonito. Cada vez que me iba a casa ese era el motor que me daba una energía enorme para finalizar.

Podemos decir que es una película de personajes

Sí, la verdad que cuando me puse escribir el guion una de las cosas importantes para mí es que el espectador pudiera entender el motivo por el cual ellos se mueven así y hacen estas cosas. Ellos viven en un submundo entre el clan y los clubes de Marbella en donde cada uno tiene una vida pasada enorme. Entonces, me parecía que si pasaba por la película solo con la parte de acción no iba a llegar bien. Me gustó poder desarrollar y dar ese trasfondo a los personajes.

El poder desarrollar el personaje de Elena Martínez, un personaje femenino que se encuentra en medio de esos mundos y con todo el follón de por medio era el más complicado a la hora de hacer ese viaje. En la película hay unos que buscan el poder, otros quieren mantenerse como están y jubilarse, pero a ella le pilla todo de por medio y lo único que busca es que no la maten. La forma en la que ella ha dibujado el personaje y cómo ella lo va construyendo y cambiando poco a poco me parece sublime.

Si hay un personaje que me sorprende en la película es el interpretado por Rubén Ochandiano que lo que busca realmente es el cariño

Lo has pillado muy bien. Es un chico que lo que está diciendo es “Papá, quiéreme” desde esa incomprensión y falta de cariño se construye un monstruo. Él y yo siempre hemos construido este personaje diciendo que era el bueno de la peli. Ha sido muy bonito construirlo con él y se ha entregado muchísimo. Hay una anécdota muy bonita que es cuando él lee el guion se bajó del avión volviendo de su cumpleaños en Londres y pensó que no le iban a dejar hacer esta peli y, al final, lo hemos hecho.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*