Alfredo Castro: “He estado rodeado de un elenco maravilloso y un director estupendo”

Alfredo Castro interpreta a El Potro en la película "El Príncipe". Foto: E. Acín

Alfredo Castro es un reconocido y respetado actor chileno con una larga trayectoria profesional que abarca desde la dirección teatral, hasta series televisivas y largometrajes. En esta ocasión se ha puesto en manos del director Sebastián Muñoz para interpretar a El Potro en la película El Príncipe.

Una historia situada en Chile en donde el joven Jaime acuchilla a su amigo en un aparente arrebato pasional. Condenado a prisión conocerá a El Potro, un hombre mayor y respetado dentro de prisión. Juntos establecerán una estrecha relación que le permitirá al joven descubrir los afectos y lealtades de un mundo tras las rejas.


¿Cómo te sientes al poder estar de nuevo en el Festival de Cine de San Sebastián?

Es maravilloso. El año pasado ya estuve con Rojo que ya ganó premios y fue algo precioso. Este año me toca con dos películas.

¿Cómo fue meterte en este nuevo papel dentro de El Príncipe?

Lo viví muy bien porque pienso que es una historia políticamente muy importante para nuestro país, Chile. Esta novela fue escrita en un momento en donde la homosexualidad era absoluta, completamente ilegal y se castigaba con cárcel. Mario Cruz escribe esta novela camuflando un poco el tema de la relación de los hombres y eso ahora mismo cae muy bien en Chile donde ya está todo más tranquilo respecto a este tema. En la película he estado rodeado de un elenco maravilloso y con un director estupendo. Hay una energía muy buena en esta película.

Me gustaría que me hablaras un poco sobre tu personaje

Mi personaje es El Potro, un reo que está preso hace muchos años. Es un hombre mayor que acoge a este muchacho joven como su protegido y lo cuida. En ese momento entre ellos surge una relación. En la cárcel los hombres tienen sexo entre ellos, lo que no implica que sean homosexuales. En este caso mi personaje no lo es y tiene una esposa. Con el joven empieza una relación más bien de padre e hijo, con una protección interesante y es la primera vez que este hombre se entrega también a un hombre. Fue muy fuerte filmar eso. Lo segundo interesante es que en el cine chileno los hombres siempre han estado escondiendo su cuerpo y esta película los expone muy drásticamente. Eso me pareció muy interesante del guión.

Podemos decir que el personaje de Potro ayuda al Jaime, el chico joven, a encontrar ese lado más fraternal y cariñoso dentro de la cárcel

Sí y, también, lo ayuda a descubrir su sexualidad porque el chico estaba muy perdido en la búsqueda de su sexualidad. A través del afecto con este hombre descubre cual es su verdadera voz y sentimiento.

Alfredo Castro estuvo en el Festival de Cine de San Sebastián presentando la película. Foto: E. Acín

¿Cómo viviste el rodaje de la película?

Muy bien. Me tocó solo un set que es la cárcel por lo tanto me pase varias semanas metido en la prisión.

¿Qué fue lo más complicado?

Los desnudos. Sin duda, la exposición siendo ya un hombre mayor no es fácil.

Era la primera película de Sebastián Muñoz, ¿cómo fue el trabajo con él?

Lo conozco desde que el estaba estudiando. Él es director de arte en varias películas y series que yo he hecho. Lo conocía más como director de arte y cuando me llamó fui muy feliz porque encuentro que tiene un talento enorme y al que le espera una linda carrera.

¿Te encuentras en estos momentos trabajando en otros proyectos?

Estoy ahora con otra película que se llama Otras bestias y que en el festival está compitiendo dentro de la categoría de Nuevos Directores. También, he rodado otras películas entre medio que se encuentran en postproducción. 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*